4 errores de marca que afectan a la imagen de tu empresa

¿Cómo sabes si tu empresa tiene una buena imagen? ¿Estás transmitiendo los valores de tu marca? Te explicamos cuatro errores de marca que deberías evitar para no dañar la imagen de tu empresa. Si tienes presentes los siguientes puntos, tu público reconocerá tu empresa y sus servicios al momento.

1. No desarrollar la identidad de marca

Antes de tomar nota, no confundas entre identidad de marca e imagen de marca. La diferenciación es sencilla: una se refiere a lo que somos y la otra a lo que piensan o perciben los demás sobre nosotros. La identidad de marca es cualquier elemento que le permita al usuario identificar a tu empresa. Son los elementos característicos que constituyen una marca. Normalmente, se compone por un logotipo, eslogan, tipografía, colores e incluso por los mensajes y valores que la propia marca quiere transmitir.

Para que el usuario reconozca tu empresa y todo el contenido relacionado con ella, tu identidad de marca debe estar presente en todas tus publicaciones, ya sea en los perfiles de las redes sociales, en las fotografías, en los posts del blog, materiales impresos, etc.

Un claro ejemplo es Nike. Simplemente con su logotipo y su eslogan ‘Just Do It’ identificamos la marca, y ni siquiera necesitamos que escriban explícitamente su nombre.

Nike y la imagen de marca

2. Incoherencia visual

Utiliza tu identidad de marca coherentemente para mejorar la imagen de marca, ya que de nada sirve emplearla de cualquiera manera. ¿Cómo se consigue la coherencia visual? Siguiendo unas normas de estilo que ayudan a unificar todos los elementos que conforman tu identidad.  

Estas normas deben de ir contempladas en una guía de estilo creada por diseñadores. Con ella te aseguras la coordinación de todos los materiales visuales como son la tipografía, los colores, los tamaños para crear los logotipos, la ubicación de cada logotipo y eslogan, el empleo de la misma clase de fotografías, etc. Todo lo necesario para tener una identidad de marca eficaz y repetible en todas las publicaciones.

Así que para conseguir una coherencia visual, debes emplear siempre los mismos colores, tipos de letra y establecer la colocación y uso del logotipo en las diversas aplicaciones. 

Ahora que ya tienes definida tu identidad de marca y, si sabes el mensaje verbal y visual que quieres transmitir, crearás un mensaje coherente que facilitará al usuario reconocer tu empresa.

3. Pérdida de identidad

Si estás planeando un rediseño de tu marca, no te desvíes demasiado de aquellas características propias que permitieron reconocer a tu empresa en un primer momento.

KFC y su cambio de identidad visual corporativa

Actualizar la identidad cada cierto tiempo no está mal. A Kentucky Fried Chicken (KFC) le fue muy bien. En 2006 decidió cambiar un diseño que hacía diez años que no renovaban. La idea del logotipo era la misma, pero cambiaron la tipografía, los colores y la apariencia del coronel Sanders, creador de la compañía, vistiéndolo con un delantal rojo y haciendo más nítida su imagen. De esta manera rejuvenecieron su logo sin problemas, porque sus rasgos característicos permanecían en el nuevo diseño.

A veces los cambios están bien, pero si das el paso, debes asegurarte de que tu target actual siga reconociendo a tu empresa después del rediseño. Existen casos en los que el resultado no fue el que se esperaba. Lo peor que le puede pasar a una compañía es alejar a los seguidores más fieles o brands lovers por no sentirse vinculados con el nuevo diseño de la marca. 

Errores de marca que afectan a la imagen de tu empresa

Por ejemplo, la firma de ropa estadounidense GAP decidió cambiar completamente su logo sin previo aviso en 2010. El nuevo diseño no duró ni una semana en el mercado, volviendo a emplear su anterior diseño tras la presión popular de los usuarios en sus redes sociales.

4. Asociar tu imagen con productos incorrectos

La imagen de marca es la representación mental de los valores que se perciben de una compañía. La percepción que tenemos de una empresaCuando asocias el nombre de tu empresa a un producto, este debe reflejar y ser compatible con los valores de tu marca. 

Errores de marca que perjudican la imagen de tu empresa

Un detalle que Colgate no tuvo en cuenta. En 1982, la marca de dentífricos sacó al mercado una línea de comida precocinada, Colgate Kitchen Entrees. Su principal error había sido emplear el mismo nombre de la marca para un producto diferente. La estrategia de la compañía era que la gente comería estos platos y posteriormente emplearían sus productos de higiene bucal. Jugaban con la idea de si el dentífrico era bueno para sus bocas, su comida también lo sería. Pero esta relación no fue percibida por su público dado el fuerte posicionamiento de Colgate en el ámbito de la limpieza bucal. Cuando la gente pensaba en comer, no consideraba la cocina de Colgate, pero sí su dentífrico.

Y lo mismo ocurre cuando se establece una relación comercial con otra compañía de otro sector. Es muy importante que los valores de la empresa no se vean alterados, ya que si su imagen se relaciona con unos productos que no sigan su filosofía, provocará desconfianza entre tu público.

Esperamos que hayas tomado nota de estos errores de marca para huir de ellos. Recuerda que es imprescindible que el usuario tenga una buena imagen de tu empresa.

¿Quieres saber más?

Descarga 'Las 15 cosas que tienes que saber sobre comunicación si eres empresario'

Etiquetas de la entrada: Comunicación estratégica